Shipwrecked nos lleva a una isla desierta.